A las 12:08 horas del domingo, se recibe reporte a la DMPC sobre un intenso olor a gas L.P., al interior del mercado Gómez Palacio ubicado en la zona centro. De inmediato el personal de bomberos se traslada al lugar comercial en la máquina de ataque rápido 37, realizando una búsqueda exhaustiva donde se revisan los tanques de gas y la tuberías de los diversos comercios de comida.
Se obtiene como resultado la localización de un tanque de 30 kilos con su manguera coflex dañada, ubicado en la azotea del área de comida de donde se origina la fuga.
Se suspende el abastecimiento de ese cilindro quedando la propietaria con el compromiso de sustituir la pieza dañada para continuar con el uso del mismo.
El tanque de gas ya se había vaciado y debido a su ubicación en la azotea, la propietaria no se habían percatado de la fuga ya que tiene varios días sin abrir la fonda.
No se detectó concentración de gas ya que se encontraba al aire libre sin presentar mayor riesgo para los demás comercios.